Liga Santander 2019-2020: FC Barcelona - Real Madrid

Por vuestra culpa nos quedamos sin Clásico

Los fuertes disturbios, vandalismo y violencia que se vivió en Barcelona tras la sentencia del 'procés' provocaron el aplazamiento del Clásico de este sábado con unas consecuencias millonarias

Barcelona
El vandalismo se adueño de las calles de Barcelona, uno de los condicionantes del aplazamiento del Clásico. (Getty)
  • OKDIARIO

Hoy era el día, hoy estaba fijado el primer Clásico de la temporada. El destino o la fortuna había deparado para este sábado 26 de octubre el primer enfrentamiento entre Fútbol Club Barcelona y Real Madrid de Liga en el Camp Nou, el primer cruce entre los dos grandes, los dos aspirantes eternos al título. Pero no, no se jugará. Los fuertes disturbios que se produjeron durante varios días en Barcelona tras la sentencia del procés obligaron a la Real Federación Española de Fútbol a aplazar el partido. Menudo lío.

Desde las 13:00 horas el árbitro debía de haber pitado el inicio del Clásico en el Camp Nou, pero el partido finalmente se disputará el 18 de diciembre tal y como anunció el Comité de Competición de la RFEF de forma oficial. Es la primera vez en toda la historia del fútbol español en la que un Clásico se aplaza por un problema de orden público y que tendrá y provocará unas consecuencias económicas terribles debido a este cambio que muchos aún se preguntan: ¿quién lo pagará?

La ciudad de Barcelona se convirtió en unos días en una auténtica batalla campal. Las manifestaciones, pacíficas o agresivas, se sucedieron durante prácticamente una semana creando el caos en las calles más céntricas de la Ciudad Condal. La situación era crítica y desde diferentes estamos se comenzó a instar al aplazamiento. Primero fue LaLiga, luego la RFEF y finalmente el Gobierno, a medida que los índices de vandalismo crecían en las calles. La fuerte agresividad que se vivía en Barcelona hacía impensable la disputa del encuentro. La violencia vencía y el Clásico era aplazado.

Las pérdidas que provocará el cambio de fecha ya comienzan a repercutir. El Barça tuvo que devolver el dinero de sus entradas a unos 6.000 aficionados debido al aplazamiento del partido, algo que esta tasado en unos 3,5 millones de euros. Muchas de estas entradas devueltas corresponden a ciertos paquetes VIP que oferta el club blaugrana para el Clásico, vendidos a extranjeros. En partidos de esta índole, el Barça suele facturar en torno a seis kilos en ticketing. Al aplazarse y disputarse finalmente entre semana, las pérdidas pueden ser dolorosísimas para los culés.

Para la nueva fecha del Clásico, la plataforma independentista Tsunami Democràtic ha dejado clara su intención de boicotear el partido entre Barça y Real Madrid. Una de las manifestaciones que han anunciado en redes coincide con el día que se disputará el encuentro en el Camp Nou, el 18 de diciembre. Lo dejaron claro con su mensaje: «Jugamos en casa».

Lo último en Real Madrid

Últimas noticias